“Se acabó la fiesta”: el gobernador de Santa Cruz rematará una mansión de los Kirchner

0
89
El gobernador de Santa Cruz, Claudio Vidal, anunció la venta de la residencia oficial de los gobernadores, en El Calafate, y el remate del 80% del parque automotor del estado provincial que será destinado a la construcción de escuelas.
 

La casona fue utilizada por la familia Kirchner para su estadía en El Calafate durante los 12 años de la gobernación y también los primeros años de la presidencia de Néstor Kirchner, hasta que construyeron el chalet familiar a cinco cuadras de distancia. Allí el expresidente trabó relación con Ricardo Barreiro, una de las personas que más lo conocieron aquí y que con los años se vio envuelto en causas de corrupción. ¿Cómo se conocieron con Kirchner? Era uno de los tres peronistas que apoyaron su candidatura a gobernador frente al poderoso Arturo Puricelli. Durante su gobernación, lo nombró como cuidador de la residencia oficial y su relación fue tan cercana que su hijo Pablo Barreiro fue durante varios años el secretario privado al que había que sortear para hablar con Cristina Kirchner. Por su cercanía, luego sería el encargado del chalet familiar y se hizo conocido como el “jardinero de los Kirchner”.

La casa, con un jardín de gran extensión, se encuentra a 50 metros de la avenida principal, en pleno centro de la ciudad, una zona que hoy tiene un alto valor inmobiliario. La casona, la mayor parte del tiempo vacía, era el símbolo de la gobernación local. Frene a ella se han realizando manifestaciones en los últimos años para reclamar por el abandono de la educación. Hoy la casa luce vacía, en la entrada flamean dos banderas y los regadores están prendidos.
“Hemos descubierto cosas que pasan en una provincia cuando los que están en política no piensan en el pueblo y tiene parte del acompañamiento de una parte de la Justicia. Sé que esto hay a quienes no les agrada, pero nos obligaron a los santacruceños. Basta de corrupción”, aseguró en una frase que resonó en el Salón Blanco de casa de Gobierno.
Se terminó la fiesta

Los anuncios los hizo en el final de una semana en la que abundaron los gestos políticos: se anunció una sesión extraordinaria para derogar la ley de lemas vigente hace más de 30 años, se dejó sin efecto el pase automático de los estudiantes de nivel secundario (vigente desde la pandemia) y se designaron trabajadores de carrera como titulares de dos organismos provinciales claves: la Administración General de Vialidad Provincial y el Instituto de Desarrollo Urbano y Vivienda (IDUV).

En esa misma línea, Vidal anunció que venderá o rematará la residencia oficial de los gobernadores. “Hay un sector político al que seguramente esto no le va a gustar. Vamos a dejar los afectos personales. Esto es del Estado y el Estado somos todos, y el dinero que logremos obtener por la residencia de El Calafate también va a ser destinado para la construcción de establecimientos públicos educativos”, afirmó. Se trata de una vivienda, ubicada en pleno centro de la ciudad, construida en los años 70 y destinada al descanso de los gobernadores.

El gobernador que desplazó al kirchnerismo tras 32 años en el poder se muestra activo desde el lunes, cuando sorprendió subiendo en sus redes sociales fotos de la reunión de gabinete a las 7, reunión que repite al anochecer para evaluar la gestión. En la semana fue nombrando a los funcionarios que faltaban, tomando medidas y recabando información, y este viernes hizo los primeros anuncios de gestión.

“Enorme, enorme desorganización que hay en el estado. Es lamentable porque tendría que ser al revés, después de tantos años de las mismas políticas, el mismo Gobierno la cosa tendría que funcionar mejor”, evaluó Vidal ante la prensa local antes de hacer los anuncios.

“Al parecer hay sectores que no entienden que se terminó la fiesta, estamos esperando aún la renuncia de varios cargos políticos, pero lo vamos a tener que ir resolviendo a medida que pasen los días”, explicitó el gobernador, que anunció que se tomaron medidas que serán de poco agrado “para los que están acostumbrados a vivir de la política”.

Entre los puntos más destacados anunció la eliminación de los viáticos a todos los funcionarios con cargos políticos. “Hay un desmanejo de fondo en muchos sectores. Más adelante vamos por seguir enviando información a los medios”, adelantó, dejando abierta la posibilidad que trascienda cuáles fueron esos gastos en el gobierno de Alicia Kirchner.

También anunció que reducirá la pauta publicitaria a un 50%, en línea con lo anunciado en las últimas horas por el gobierno nacional. Y aseguró que eliminará las unidades distributivas que fueron implementadas por la gestión Alicia Kirchner, con la excusa de que iban a ser utilizadas para contratar personal eventual. “Lamentablemente, durante estos años han utilizado parte de las unidades retributivas para pagar la limpieza de sus hogares, para pagar niñeras, para pagar jardineros”.

El Gobernador de Santa Cruz impulsa la derogación de la Ley de Lemas
El gobernador Claudio Vidal anunció fuerte ajuste en Santa Cruz.

También anunció la venta y remate del 80% del parque automotor provincial y aseguró que será destinado a la construcción de nuevas escuelas. “La política no tiene que seguir disfrutando de los lujos que a veces te puede dar el Estado, así que esto es una decisión tomada con todo nuestro gabinete y espero que los que están a cargo de los distintos entes lo entiendan de la mejor manera”, indicó.

Además, dijo que se eliminarán 1480 líneas telefónicas de celulares y detalló que algunas se encuentran en Buenos Aires, Santa Fe, Entre Ríos. Por último, adelantó que los fondos del Consejo Federal de Inversiones (CFI) que recibe la provincia ahora serán utilizados para la industrialización provincial. “Lo siento por los intendentes que estaban acostumbrados a hacer fiestas y eventos con dinero del CFI”, afirmó.

La entrada “Se acabó la fiesta”: el gobernador de Santa Cruz rematará una mansión de los Kirchner se publicó primero en Diario Cuarto Poder.